Cuidado y bienestar

Siempre bajo control

Movidos por el instinto de proteger a al bebé, los padres quieren vigilarlos en todo momento, incluso mientras duermen.

baby-monitor

Antes incluso del nacimiento, madre e hijo empiezan a desarrollar una relación simbiótica de entendimiento íntimo que aumenta en los primeros meses de vida del bebé y que se refuerza cada vez más, asumiendo distintas formas.

Por su parte, el padre llega a conocer y a entender a su pequeño poco a poco cuando participa en su cuidado diario. Bañarlo, cambiarle el pañal y abrazarle antes de dormir son momentos clave para crear un vínculo y para la comunicación mutua. Este impulso instintivo de cuidar y proteger al bebé crea una necesidad constante en los padres de vigilar al pequeño en todo momento, y de querer tenerlo todo cuidadosamente organizado para evitar cualquier problema.

Observa a tu bebé incluso mientras duerme.

Tras los primeros meses de vida, cuando los bebés pueden dormir solos en su cuarto, los padres tienen una necesidad aún mayor de vigilarlos mientras duermen, al despertarse, cuando lloran o mientras juegan. Por otro lado, el sueño siempre despierta un cierto grado de ansiedad en los padres. De hecho, y en especial durante los primeros meses, el sueño significa una especie de separación temporal, que impulsa a los papás a correr junto a sus pequeños al menor ruido para verlos, tocarlos y tener la tranquilidad de que todo está bien.

Por eso, los sistemas vigilabebés de control de audio o vídeo o los monitores de bebés son una forma fantástica de aportar tranquilidad a los padres ya que les permiten desempeñar sus actividades normales sin ansiedad mientras vigilan al pequeño como si estuvieran allí.

¿Qué son los vigilabebés o monitores de bebés?

Los monitores de bebés o vigilabebés más básicos son los de audio. Transmiten remotamente cualquier ruido emitido por el bebé, por lo que funcionan prácticamente como unos walkie-talkies. Con estos dispositivos podemos alejarnos de la habitación del bebé con la tranquilidad que da el saber que oiremos cualquier ruido que emita. Los vigilabebés más avanzados transmiten imágenes de vídeo además de sonido. Estos aparatos se conectan a videocámaras que permiten a los padres ver realmente a su pequeño, para mayor tranquilidad aún.

También podría interesarte

Temas relacionados...

Artículo

Artículo

Artículo