Relax y descanso

Una cuna para abrazarlo

En los primeros meses, la cuna es el lugar ideal para que duerman los bebés.

culla-next-to-me

Nada más nacen, los bebés pasan mucho tiempo durmiendo. Por este motivo, es crucial elegir el entorno perfecto para dormir, donde tu pequeño pueda sentirse seguro y atendido.

La cuna colecho es el sitio ideal para ello: su pequeño tamaño envuelve al bebé, aportándole una sensación de comodidad y seguridad parecida a cuando estaba en la tripa de la madre.

Al lado de la cama de mamá y papá: practicar el colecho.

Precisamente por su tamaño compacto, la mini cuna puede colocarse junto a la cama de los papás, con lo que no solo calma al bebé, también a la madre, que siente a su pequeño a su lado en todo momento para prodigarle cariños y tranquilidad.

Además, dormir cerca del bebé hace que todo sea más fácil: las tomas nocturnas, los continuos despertares, el confortarle, pero también y sobre todo, las caricias.

Pequeña y fácil de transportar.

Las cunas colecho son además ligeras y fáciles de transportar.

Por eso son perfectas para moverse por casa y para salir de viaje, ya sea de vacaciones o para pasar un día en casa de los abuelos. En la cuna colecho, el bebé puede descansar y relajarse, y su entorno familiar le ayudará a conservar una sensación de calma aunque esté fuera de casa.

También podría interesarte

Temas relacionados...

Artículo

Artículo

Artículo