De viaje en el coche

¡Nos vamos de viaje!, pero con seguridad

4 reglas básicas para el uso y la instalación de la silla para garantizar un viaje seguro y tranquilo.

bimbo-in-auto-viaggiare-in-sicurezza

Cuando te subas al coche, garantizar la seguridad y la protección del niño es el primer paso que deben hacer todos los padres. Por lo tanto, es esencial seguir algunas reglas básicas pero imprescindibles para el uso e instalación correcta del autoasiento del niño, asegurando así que los viajes sean siempre seguros.

¡No existen los trayectos cortos, siempre deben ir abrochados!

Incluso si el viaje es corto, si hace calor, si tienes prisa, el niño siempre debe estar asegurado, sentado y correctamente abrochado dentro del coche. Cuando se trata de seguridad, esto debe estar garantizado en todo momento y en cada situación. No hay excusas.

Elegir sillas homologadas para niños

Al elegir la silla para el coche del niño, tienes que tener en cuenta la fase de crecimiento de tu hijo y verificar siempre que está presente la etiqueta de homologación de la silla correspondiente a su peso y altura. Contiene toda la información y las principales características del producto. Su presencia es la primera gran garantía de la calidad del producto cuando lo estás comprando, y a la que estás confiando la seguridad de tu hijo.

¡Nueva, es mejor que usada!

En lo que respecta a autoasientos infantiles, la compra de segunda mano no garantiza la seguridad del niño. De hecho, los autoasientos ya usados pueden haberse dañado o mostrar un desgaste invisible que podría comprometer las normas viales o incluso la seguridad de tu hijo. No es recomendable usar autoasientos que hayan estado involucrados en accidentes.

A contramarcha es mucho más seguro

Es importante transportar a los niños con el asiento en la dirección opuesta a la marcha. Esto evitará que el niño sufra riesgos potenciales e innecesarios de lesiones o traumatismos en la cabeza y el cuello, si se sufre de un impacto frontal, ya que están apoyados adecuadamente y las fuerzas generadas en caso de impacto se extienden por un área más grande. 

Por lo tanto, la autoasiento siempre debe de usarse correctamente y de forma segura, siguiendo estas simples reglas. Estas medidas también deberían recomendarse a los abuelos y terceras personas que transportan al niño, aunque sea de manera ocasional o en viajes cortos.

Sobre el mismo tema

Artículo

Artículo

Artículo